Noticias

Investigadores ComFuturo

13.11.2015

La Fundación General CSIC  (FGCSIC) y el Consejo Superior de Investigaciones Científicas (CSIC) han presentado a los investigadores que han obtenido una ayuda para desarrollar su investigación en la I Edición del Programa ComFuturo.

Son 14 investigadores altamente cualificados y seleccionados de entre casi 300 candidaturas presentadas. Desarrollarán sus proyectos en centros e institutos del CSIC con el apoyo de Banco Santander –a través de Santander Universidades‐, Aqualogy, BASF, Fundación Jesús Serra, Gas Natural Fenosa, Hotel Aguas de Ibiza, Iberdrola y la farmacéutica Lilly.

Las ayudas, con una duración máxima de tres años, incluyen un contrato laboral para el investigador ComFuturo (salario de 31.600 € brutos anuales) y una dotación anual de 5.000 € para gastos asociados al desarrollo del proyecto, que se complementará con otros 5.000 € anuales aportados por el centro del CSIC en el que se llevará a cabo la investigación.

El acto de entrega de credenciales a estos investigadores ComFuturo de la I Edición, y de presentación de la II Edición del programa, fue presidido por Carmen Vela, secretaria de Estado de Investigación, Emilio Lora-Tamayo, presidente del CSIC, y Miguel García Guerrero, director de la Fundación General CSIC, acompañados por José Antonio Villasante Cerro, director general de Banco Santander y director de Santander Universidades, quien intervino en representación de las empresas implicadas.

En nombre de las distintas entidades colaboradoras del Programa ComFuturo han asistido al evento: María Salamero, directora de Innovación y Conocimiento en AGBAR-Aqualogy; Gustavo Alonso, director de Recursos Humanos de BASF; Laura Halpern, directora de la Fundación Jesús Serra; Manuel Calvo, director de Innovación Tecnológica de Gas Natural Fenosa; Mª del Carmen Gutiérrez, administradora solidaria de La Otra Ibiza S.L.- Aguas de Ibiza; Agustín Delgado, director de Innovación de Iberdrola; y José Antonio Sacristán, director Médico de Lilly.

Emilio Lora-Tamayo destacó el apoyo del CSIC al programa con sus instalaciones, infraestructura y el saber hacer de sus empleados. “Y nosotros recibimos el talento  y el impulso de jóvenes investigadores, que gracias a la colaboración público- privada podrán desarrollar sus proyectos”.

Añadió que “es un programa que tiene muy en cuenta la realidad económica española, muy contenido en costes, pero que de ninguna manera renuncia a la ambición de identificar y apoyar a los jóvenes científicos que pueden tener la llave del futuro de España y, por qué no, de la humanidad, y que deseen trabajar en nuestro país.”

Por su parte, Miguel García Guerrero resaltó que ComFuturo trata de paliar la preocupante situación de los jóvenes investigadores españoles, entre los que se registran numerosas expatriaciones o abandonos de la carrera científica. “Con el indispensable apoyo de la iniciativa privada, esperamos que en la II edición del Programa, podamos continuar captando el mejor talento joven investigador y posibilitar que aplique sus capacidades al desarrollo de investigación de alcance, impacto y potencial  aplicabilidad”, declaró.

José Antonio Villasante quien habló en nombre de las empresas participantes, mostró su satisfacción por el Programa ComFuturo, que definió como “un acto de apoyo y reconocimiento a la ciencia española; de apoyo a los jóvenes investigadores y al talento formado en nuestras universidades y centros de investigación, y un acto de compromiso público-privado con la ciencia y el progreso.” Y se declaró convencido de “los excelentes resultados que cosechará este programa, que reúne ilusión, expectativas e innovación. “

Investigadores e investigaciones

Los investigadores ComFuturo seleccionados combinan tres capacidades esenciales: saber identificar los problemas relevantes, en este caso los que enfrenta la industria para satisfacer las necesidades de sus clientes; proponer vías innovadoras para su resolución, y liderar para alcanzar los objetivos.

Cuatro de los catorce proyectos tienen como objetivo  contribuir a mejorar la salud de las personas. Pretenden facilitar la detección precoz en sangre de cáncer de mama; nuevas estrategias terapéuticas para tratar enfermedades inflamatorias crónicas; reemplazos protésicos mediante piel electrónica, con igual o mayor nivel de percepción sensorial que la piel humana y, por último, avanzar en la desinfección de aguas. A ellos se unen otros tres proyectos relacionados con la sostenibilidad: uno orientado a paliar el deterioro medioambiental y frenar el cambio climático mediante la reducción del CO2 proveniente del transporte marítimo; otro para la generación de combustibles limpios con energía solar, y el  tercero para lograr un almacenamiento eficiente de energía. 

Foto: Marcos Pergon

csic santander bbva caixa areces